jueves, 10 de abril de 2014

Soy de las que tira la piedra y enseña las manos,
de las que lanza indirectas directas,
de las que callan debajo del agua,
y abandonó el limbo.

Soy de las que encontró el norte y el sur y perdió el este,
soy de las que echan abajo el puente,
de las que no aparecen ni siquiera en la sopa,
de las que oscurece el agua,
de las que pica los ajos y no se los come,
de las que los palos con gusto también le duelen,
de las que se va por otro camino que no es por el vino.

Soy de las que vive por amor al aire.

No hay comentarios:

Publicar un comentario